Objetivo claro, medible y alcanzable

Mientras hacia lo que se ha convertido en mi entrenamiento de estas últimas semanas, me preguntaba porque lo hacia. Porque salia a correr por un tiempo determinado sin parar, que metivaba a seguir adelante y no frenar en ese momento y admirar lo linda que es Buenos Aires tranquilo y sin prisa. Sin darme cuenta reafirmé algo que ya sabía pero que creo que no había puesto en practica, al menos no de forma tan aparente para mi. Tenia un objetivo.

Me di cuenta que si uno tiene un objetivo claro, medible y posible, uno sigue hacia el mismo con todas las herramientas que tiene. Tiene que ser claro porque debemos entenderlo, el qué. Debe ser medible para poder entender su éxito o fracaso y ser objetivos  (no podemos andar con subjetividades que no dejan nada concreto). Debe ser posible, porque debemos poder alcanzarlo. Si no, de entrada, no lo haríamos. ¿Qué sucede si nuestro objetivo es tan grande que parece inalcanzable? Nos ponemos mini-objetivos en el medio. De hecho, esto de tener un objetivo es el paso para poder seguir construyendo un camino que nos lleven a algo más grande. Desde ahí se inició el pensamiento mientras corria.

Hace varios años que vengo anotandome en carreras de este estilo donde una marca auspicia, te dan la camiseta y corres cierta cantidad de km un día determinado. Mi primera carrera fue de 3km, después hice de 5km, con el tiempo le llegó la oportunidad a la de 10km y ahora estoy entrenando para la de 15km.

Me anoté con el simple objetivo de salir a hacer algo, salir a moverme. Si no tenia un objetivo que cumplir, no estaría saliendo a entrenar. No estaría disfrutando de los beneficios de tener una mente despejada después de un día de trabajo.

Me di cuenta, o reafirmé para mi, la importancia de tener objetivos, por más cortos que parezcan, pero son pasos que uno va dando. Pasos firmes que luego se convierten en el camino para algo más grande.

Los 29 cumplidos

Comienzan el recorrido de los 30. Muchos me han dicho que es un número que los impresiona, que los hace reflexionar y que se ingresa en una época de pensamiento. Creo que siempre estoy en parte haciendo todo esto, veremos que sucede.

Por el momento me gusta celebrar los momentos, disfrutar las personas que me rodean que hacen del camino algo totalmente increible. Simpre insto a las personas a que sean asombrosas en todo momento de su vida, con todas las personas, con todas las situaciones que se les presentan. Porque todo lo que dan, vuelve y la clave está en como se toman y como viven lo que nos toca vivir.

Estoy re-lanzando mi sitio, asique pueden visitarlo en www.matiasdifabio.com. Entren, visiten y den feedback de lo que les parezca.

Bootcamp Trama 2018

Aunque resulte difícil de comprender por como soy, algo que me cuesta muchísimo y estoy trabajando en ello, es lo que se conoce como “Get out of the building!”. Expresión que usa Steve Blank cuando estamos comenzando a hipotetizar sobre un proyecto para validar el fit entre nuestro segmento y la propuesta de valor. A fuerza de voluntad y paso a paso voy logrando salir, hablar, y me vengo encontrando con gente estupenda que tiene una onda increíble. Lo que me esta llevando a romper una barrera super importante en mi vida a todo nivel.

En la misma línea de salir afuera del edificio pero con un fin distinto, también estoy trabajando para romper la barrera de salir a ayudar. Cuando hablando con Borja me preguntó si quería participar como mentor de proyectos en Bootcamp Trama 2018, no lo dudé un segundo, a pesar de que también me sudaran las manos y todo mi cuerpo pensara “¿qué tenés para aportar?”. Ya me habia sorprendido una vez siendo mentor y había descubierto que siempre tenemos algo para contribuir desde nuestra experiencia y desde nuestro pensamiento lógico de ser una mirada externa sin estar viciada. Fue una experiencia estupenda y conocí gente maravillosa. La energía y las ganas de todos los chicos en los diferentes proyectos era elevada guiada por una garra de querer lograr un proyecto sustentable que a pesar de la hora seguian enchufados a 220v.

El Bootcamp Trama es “un evento de 3 días de intenso trabajo en equipo donde 120 jóvenes de todo el país aprenden cómo llevar a cabo un emprendimiento de manera creativa, innovadora y competitiva“. Si de algo quedé sorprendido fue de la buena onda y la organización del evento. Organizado por TRAMA, estudiantes del Instituto Tecnológico de Buenos Aires (ITBA) que forman parte del Club de Negocios, esta ya es la quinta edición.

Quería compartirles sobre este evento tan estupendo y las iniciativas en el polo emprendedor que se estan dando con mucha fuerza y entusiasmo.

 

Torneo de barcos a control remoto

Sucedió que salimos a caminar como un buen sábado soleado después de dos semanas de lluvia intensa hacía el parque Tres de Febrero y nos encontramos con un torneo / competencia de barcos a control remoto. Cuando nos dimos cuenta de lo que estaba pasando, nos arrimamos y nos sentamos a observar todos los preparativos de lo que parecia una inminente largada. Al momento, anunciaron por parlante que todo lo que sucediera desde ese momento se encontraba bajo la regulación del torneo. Entedimos poco y nada por donde los barcos tenian que pasar, lo que si entedimos fue como los pilotos desde tierra gritaban el nombre de su competidor que los chocaba en agua. Resultó ganador el número 321 en una tarde de sol angelada rodeado de un pasto verde fluor de tanta agua recibida.

Disfruto mucho encontrarme con eventos a lo largo de un recorrido. Sobre todo porque me gusta la flexibilidad de que si algo me gusta, me detengo a observarlo. Observar la situación, las interactuación de las personas y como se manejan entre si. Fue algo curioso que nunca antes había visto en los lagos de Palermo a modo de competencia formal.

Conociendo Tandil

Desde hace mucho que tenias ganas de conocer Tandil. Más allá de que me gustan mucho los embutidos, y es una de LAS ciudaded argentinas con más fama de ello, siempre me llamó la atención. Mi imagen mental sin haber hecho un research previo, era la idea de una piedra que se habia caido hacia muchos años y ahora habia una falsa en su lugar. Eso era todo.

Regresé enamorado de una ciudad que dentro de unos años cumple sus 200 y la rodea una magia increíble. Hay cuatro atracciones principales que uno no puede dejar de conocer: el Parque Lítico La Movediza, donde se ubica la réplica de la piedra Movediza que se mantuvo al borde del cerro en equilibro sin caerse por muchos años, hasta que sin testigos se desplomó en 1912. A metros se puede ver la piedra original; el Cerro Centinela, es donde se encuentra ubicada la piedra El Centinela aún en equilibrio a la orilla del cerro. Esta no es movediza, pero su posición te deja sin aliento. En este cerro hay unas aerosillas que te llevan hasta la cumbre en un recorrido de 8 minutos entre pinos muy recomendable de hacer. En la base se consiguen los alfajores El Centinela que son los mejores de Tandil para mi gusto; el Fuerte de Parque Independencia desde donde hay una vista de la ciudad bastante cerca; además hay que probar las deliciosas picadas de salames y quesos que la ciudad ofrece en algún lugar típico.

Hago una comparación rápida con otras ciudades como Machu Picchu, donde la piedra y la energía de las mismas es algo muy importante. Creo que aquí sucede algo similar, y al mismo tiempo algo que es observable y te deja boquiabierto, porque tal vez nos desilucionemos de la piedra movediza pero en su época debe haber sido algo muy grande que hizo que la leyenda llegue a nuestra época, y hoy en día con la pidra de El Centinetal, sucede lo mismo, solo que no se mueve. Es ahí cuando uno descubre la grandeza de este lugar. ¿Qué pasa allí?, -“Solo Dios sabe”, nos dijo una lugareña cuando entablamos conversación mientras sus ojos y su pecho se inflaba al transmitirnos el misterio que al parecer nadie a develado.

Sin dudas una experiencia increíble, que tuve la suerte de disfrutarla con dos amigas maravillosas entre risas, fotos y recepción de energía como cada cual quisiera hacerlo.

Caminar y experimentar

Caminar y dejarme llevar por lo que me rodea es como una ley primera desde que me vine a vivir a Buenos Aires. Como toda jungla tiene mucho para ofrecer, y la sorpresa siempre es constante. Una de mis cosas favoritas es salir hacia un lado y observar el entorno, si pinta deternerse a observar algo, se detiene. Si pinta ingresar a ver algo, se ingresa. Si pinta sentarse a tomar algo, se sienta. Esto se potencia cuando salgo con alguien que no conoce algunos recovecos que uno ya ha experimentado. La semana pasada fue el caso de las carreras en el Hipódromo de Palermo, que tiene entrada gratuita y puede entretener un rato. (aunque esté en contra el uso animal para apuestas).

Mi primera clase de aqua gym

Un día normal se estaba desarrollando con total alegría cuando de pronto una de las chicas de la pileta me invita a que participe de la clase de aqua gym. Al principio me resistí, obviamente invadido por la estigmatización del hecho de que solo van señoras, no se hace demasiado esfuerzo, iba a parecer un payaso, me daba verguenza. Terminé asintiendo ante la insistencia de la entrenadora que me dijo, “te va a gustar”.

Terminé la clase cansado, contento y amigo de todas las señoras de la clase. Algo que descrubrí mientras hacia los ejercicios de la clase, es que para todos los movimientos que haces tenes agua (cuac) y estas empleando fuerza. Sujetando algunos dispositivos de goma con la mano podes hacer que esa fuerza empleada sea mayor y la magia se hace. Sin contar que el agua de por si te cansa. Ejercitamos brazos, piernas, abdominales, todos los músculos que puedas mover.

El factor determinante que me hizo entrar a la clase fue que me gusta experimentar cosas por primera vez, aunque sepa que me voy a sentir un ridículo (hecho que me importa unos pocos minutos, después se me pasa). Resumiendo, fue una muy buena primera experiencia, que se que no voy a repetir.

Viaje a Disney

Que los ojos se te llenen de lagrimas mientras ves pasar a todas las princesas y personajes emblematicos de Disney con su carisma demostrado en su personalidad que los pocos movimientos del carro les permiten hacer mientras los 30 grados celcius al rayo del sol característico a las 15hs de Orlando, Florida se hacen sentir con potencia. Este es uno de los tantos grandes momentos que este viaje nos dejo.

Desde hace nueve años y contando que vivo en Buenos Aires, por lo tanto no muchas vacaciones han sido con mi familia desde entonces, por eso estas eran especiales. En este viaje eramos seis y mi principal objetivo fue disfrutarlos al máximo. Hubieron muchos momentos como el de Goofy donde solo primaba la risa, como así también hubieron otros en los que la solidaridad grupal fue el mayor skill a desempeñar.

 

 

Lollapalooza Argentina 2017

Es mi segundo festival, pero el primero de tal magnitud. Los dos días del Lollapalooza Argentina 2017 estuvieron increíbles y lo vibramos alto en cada escenario que visitamos, y en cada momento que vivimos. Al tratarse de un festival, no solo se vive música, se respira alegria, se come rico y se disfruta de las amistades al aire libre. La performance de los artistas y el sonido fueron estupendos en los cuatro escenarios.

A un mes de la tragedia del recital del Indio Solario en Olavarria, la preocupación al tratarse de un evento tan grande estaba a la orden del día, más cuando uno vive alejado de su familia y el único medio de información son las noticias, donde a veces los analisis son un poco exagerados. Sabíamos que asistíamos a un evento organizado y la responsabilidad por parte de la producción era alta en todas las comunicaciones que realizaron, incluso los días previos. Durante el evento todo estuvo muy bien organizado, señalado y controlado. Las personas se comportaron como si estuvieran de fiesta, no se corria y se hacia lo correcto en cada lugar. En el predio habian personas con niños pequeños e incluso habian adolescentes bastante chicos sin padres y nada pareció salir mal.

Algunos aspectos del escenario en cada espectáculo cambiaban para darle un toque renovado y personalizado para el artista en cuestión generando sorpresa en cada comienzo. Por la apretada agenda, incluso en simultáneo en algunas ocaciones no se podían ver a todos los artistas el tiempo completo del show, pero si uno se las ingeniaba para caminar de un escenario a otro, durante, se alcanzaban a ver a más de uno en la misma franja horaria. Lo que hicimos nosotros fue organizarnos antes de comenzar el día según las preferencias del grupo y vimos el principio de unos y el final de otros.

La gastronomía es un capítulo aparte y merece ser contado. Habian dos áreas, una de foodtrucks y otra denominada “Patio gastronómico”. En la primera se podia encontrar una comida más gourmet, de casas tales como Maria Felix, Rex, La Mar, Nómade entre otros y en horario pico las colas llegaban a durar hasta 2 horas debido a la cantidad de gente en ese sector, lo que hacia imposible pasarse por ahí si se queria seguir disfrutando de los espectáculos. En la segunda, se podían conseguir choripanes, panchos y lomitos con acompañamientos como papas fritas, sin marca alguna, con una relación precio / cantidad mucho más razonable que los foodtrucks y con un tiempo de entrega dentro de parametros normales.

Creo que fue un evento muy bien organizado para las 100.000 personas que disfrutaron cada día del festival. La pasamos bastante bien, nos divertirmos y disfrutamos bailando en varias ocaciones. Para mi la clave fue disfrutar con amigos con ganas de pasarla super bien y abiertos a aventurarse a por las bandas que a cada uno le gustaban, contando con un punto de encuentro para volver a la danza. Volvería a ir sin dudas si los artistas me gustan. Lo tomé como una experiencia, algo distinto por conocer y quedé satisfecho de haberlo vivido.

Carnaval 2017

Este finde largo de carnaval es el segundo seguido que viajo a Mar del Plata y me recibe una genia de la vida para pasar unos días maravillosos. En esta oportunidad tuve la suerte de conocer Sierra de los Padres, que era un destino que tenia en agenda desde hace tiempo y volví a Balcarce, donde compramos alfajores Guolis que rajan la tierra, además del clásico postre homónimo que nos hizo de postre del gran asado de la familia de otra genia de la vida.

Volver más cansados de lo fuimos vale la pena después de haber reido 5 días pidiendo 5 minutos para descansar de tanto dolor de cachetes y pecho.

Cómo diría Po: “Si te hace reir, vale la pena”.-